fbpx

Mantén la calma y continúa con tu negocio

“Mantén la calma y continúa con tu negocio: Nuestro lema para navegar por las dificultades de la desaceleración inminente”.

Finalmente, el gran debate/negociación sobre el techo de la deuda en Estados Unidos ha terminado y terminó con un poco de anticlímax. Pero, concentrémonos en lo positivo: ¡Estados Unidos (y la economía mundial) ganaron! Quiero decir, todos somos ganadores aquí, ¿verdad?

Pero, dejemos eso para otro día. Por ahora, todos podemos respirar un poco más tranquilos sabiendo que no vamos a llevar a los mercados financieros globales al caos o arriesgarnos a una recesión económica a corto plazo. Y felicitar a esos negociadores de ambas partes.

Por lo tanto, las agencias del gobierno federal acordaron reducir el gasto en un margen muy pequeño y, sinceramente, no supondrá una gran diferencia para nuestras billeteras. Sin embargo, no te entusiasmes demasiado con una economía perfecta porque, según el pronóstico de Deloitte, las cosas se ralentizan en lo que queda de 2023.

Pero bueno, concentrémonos en los aspectos positivos, ¡El mercado laboral se ve bastante bien! Hablando de eso, ¿alguna vez has oído hablar de la regla Sahm? Es como una bola mágica de cristal para la economía, pero todavía no vemos signos de una recesión.

“La regla de Sahm es un indicador rápido y en tiempo real de si una economía está en recesión. De acuerdo con la regla de Sahm, es probable que haya comenzado una recesión cuando el promedio de tres meses de la tasa de desempleo está medio punto porcentual por encima del nivel más bajo reciente. 

Dado el bajo nivel de la tasa de desempleo y el continuo alto nivel de creación de puestos de trabajo, las cosas tendrían que cambiar muy rápidamente para activar la regla Sahm a finales de 2023. Eso parece particularmente improbable cuando las ofertas de trabajo todavía están muy por encima del número de desempleados.”

Entonces, la economía se ve bastante bien… pero no podemos ignorar los riesgos que vienen con el ciclo de endurecimiento de la Reserva Federal. Un problema que ya ha surgido es el de rebajar los valores de baja tasa de interés al mercado, pero parece que el gobierno ha estado haciendo un buen trabajo manejando este asunto. 

No es momento de entrar en pánico: aún no estamos en el nivel de recesión. (Y si lo estuviéramos, recuerda, nuestro sistema sabe cómo ENFRENTARLO)

Otro hecho es que el sector de la vivienda realmente se mantuvo firme. Los compradores y vendedores encontraron formas de hacer que las cosas funcionaran a pesar de todas las restricciones. 

Desafortunadamente, cuando la Reserva Federal elevó las tasas de interés y apareció la inflación, las tasas de interés a largo plazo también aumentaron. 

¿El resultado? La construcción de viviendas cayó de 1,7 millones en 2022 a 1,4 millones en 2023, y los precios de las casas se estabilizaron o incluso bajaron en algunas áreas. 

Y aunque los precios más bajos pueden sonar geniales, el salto en las tasas hipotecarias significa que la asequibilidad sigue siendo un problema en general, pero no para nosotros, ya que aquí es donde nuestros Filantroinversores (FI) realmente se destacan: Vender sus propiedades a través de préstamos a familias que no tienen acceso a hipotecas tradicionales.

A menos que veamos un crecimiento de la población más rápido (lo que podría significar más inmigración), la mayor demanda de viviendas que vimos durante la pandemia probablemente sea solo algo temporal.

Y ahí es cuando el programa de E&H conecta un segundo hit y ocupa otra base, ya que no dependemos de la construcción viviendas nuevas ni de los métodos inmobiliarios tradicionales: como PI, compras propiedades a precios mucho más bajos.

¡Hay aún más! Pues seguimos al bate con otro hit y, por lo tanto, otra base: para fines de 2024, se prevé que la inflación del Índice de Precios de Consumo caiga por debajo del 3 %, según las predicciones de Daniel Bachman en el sitio web Deloitte Insights. Nuestro equipo está convencido de que la actual generación de consumidores y empresas no tendrá que pasar por las mismas terribles experiencias que tuvieron las generaciones anteriores durante el período 1970-1985, como sufrir una inflación prolongada y dolorosos períodos de deflación. 

(¿Inflación? También estamos PREPARADOS PARA ELLO)

Entonces, ¿cuál es el secreto para conectar un jonrón con todas las bases llenas?

Es el mercado laboral. Hoy en día, las empresas que intentan salir adelante deben hacer un esfuerzo adicional para contratar y mantener contentos a sus empleados, especialmente porque habrá una competencia seria en la era posterior a COVID.

La mayoría de los analistas predicen que el crecimiento del empleo pronto se desacelerará a niveles más sostenibles. ¡Pero no te preocupes si esto sucede! No es necesariamente una señal de que se avecinan malos tiempos. La realidad es que simplemente no hay suficientes personas para llenar todas esas vacantes.

El crecimiento de la fuerza laboral se ralentizará a solo un 0,2% por año, eso es solo un simple hecho demográfico, lo que significa que los empleadores deberán seguir ajustándose para que las cosas funcionen. Y esto significa que es probable que las familias que viven en nuestras casas no enfrenten el desempleo, lo que también significa que reduce la probabilidad de atrasarse con sus pagos a nuestros PI.

En general, y siendo concisos, esto es lo que puede entenderse de nuestro artículo:

  • Estamos ansiosos por continuar ayudando a las familias con el apoyo de nuestros FI porque el reciente aumento en las tasas hipotecarias realmente abre el mercado para nosotros y no al revés.
  • No sentimos los efectos del declive en la construcción de casas ya que compramos casas existentes con mucho potencial. Esto significa que podemos brindarles a las personas viviendas de calidad para criar a sus familias.
  • Si se pronostica que la inflación caerá por debajo del 3% a finales de 2024, es una buena noticia para nuestros prestatarios. Implica que no tendrán tantos problemas con sus pagos y dinero.
  • Las bajas tasas de desempleo y el lento crecimiento del empleo son excelentes señales para nuestras familias. Aumenta las probabilidades de tener menos viviendas morosas, lo que hace que la propiedad de vivienda sea una meta aún más alcanzable para aquellos en nuestra comunidad.

¡Nos vemos la próxima semana!

More articles